Collares hechos con restos de maderas de carpinterías. Forrados en algunas de sus caras con serraje, cuero, pelo… cordón de algodón.